21
Ene
10

Diario de Haití, 21/01/2010


El día ha comenzado muy temprano, antes incluso de amanecer. Y ha empezado mal. Un nuevo temblor, un nuevo terremoto nos ha sacudido poco después de las seis de la mañana , con una intensidad considerable: 6,1 grados en la escala de Richter.

Ha sido un susto menor para quienes dormimos al raso, en tiendas de campaña, en el aeropuerto, aunque a más de uno le ha cambiado el color de la cara. Ha sido un susto enorme para la mayoría de los haitianos en Puerto Príncipe que tienen todavía metido en el cuerpo el recuerdo del devastador terremoto de la semana pasada. Ha habido, de nuevo, escenas de pánico. Se han caído, o terminado de caer, algunas construcciones que ya estaban medio derruidas o con las estructuras dañadas. Ha sido imposible saber si ha habido nuevas víctimas, nadie informa ya sobre esos aspectos, no hay ninguna fuente oficial, ningún portavoz del gobierno haitiano. La sensación es que no, que no ha habido nuevas víctimas, que todo se ha quedado, por suerte, en el susto .

El centro de la ciudad estaba igual que en los días precedentes, con miles de personas agolpadas en los improvisados campamentos que ocupan los parques y las plazas. Sigue sin haber distribución de ayuda humanitaria, de alimentos y de agua. Me pregunto cómo sobreviven todos estos seres humanos a los que me acerco para preguntar si alguien les está ayudando, si reciben algo. La respuesta siempre es no. Sobreviven gracias a la solidaridad entre ellos, compartiendo por grupos familiares y de amigos lo poco que tienen, lo poco que pueden conseguir.

Me he acercado al estadio de fútbol Silvio Cató, también en el centro de la capital, con centenares de personas instaladas sobre el césped. Curiosamente césped artificial, sintético. En el estadio un grupo de médicos y sanitarios de distintos países ofrecen al menos un poco de asistencia. Una furgoneta lo anunciaba a través de un altavoz por la zona.

Otro de los muchos lugares en los que se ha improvisado un campamento y al que he vuelto hoy está en un sitio peculiar, llamado Pax Villa. Está lejos del centro, casi en las afueras de Puerto Príncipe, al este de la capital. Digo que es peculiar porque se trata de un crematorio, es decir, un lugar en el que, cuando Puerto Príncipe aún era Puerto Príncipe, la gente con recursos llevaba a sus deudos para ser incinerados y guardar luego las cenizas. Hay un jardín grande donde se ha instalado el campamento y me ha resultado, cuando menos, chocante. En un primer momento he pensado que yo nunca me instalaría allí y luego me he dado cuenta de que ese pensamiento era una estupidez: si yo fuera haitiano y hubiera perdido todo me instalaría donde pudiera, sin remilgos ni planteamientos absurdamente pudorosos. Es cuestión de supervivencia.

También he visitado hoy el cementerio que hay en el centro de la ciudad. Pero lo que he visto y olido es ciertamente terrible y desagradable. Creo que no aporta nada a este relato que lo describa. Podría parecer morboso e, inevitablemente, sería macabro.

Por la tarde he estado en un lugar de los que, pese a causar tristeza, aportan algo de ánimo, de confianza, de esperanza. Se trata de un orfanato privado, Maison des Anges. Es privado porque lo organizó y lo dirige una mujer, Gladys Maximilian. En realidad el orfanato está dañado por el terremoto así que se han movido a una casa con jardín que, más o menos, ha resistido. Tienen 90 niños. La mayoría fueron abandonados por sus padres y Gladys los ha ido recogiendo.

Cuentan cómo, cuando se produjo el terremoto, los niños abandonaron el edificio en perfecto orden, con los mayores cuidando de los pequeños. Ninguno resultó muerto. Los he visto sentados en el jardín, en el que duermen al raso, algunos jugando, sonriendo, otros con cara de preocupación, con gesto de haberse hecho adultos de golpe. Desde el extranjero llegan adopciones para estos niños. Cuatro niñas están ya en proceso de adopción desde España, desde Barcelona. Me cuenta Gladys que una de las niñas está muy triste porque por la mañana ha habido otra visita y creyó que se iba ya con sus padres adoptivos. Se la ve seria, cohibida, tiene apenas tres años. Imagino lo que ustedes me preguntarían y la respuesta es sí: me hubiera gustado poder llevármela adoptada.

El día termina con sorpresa. Estamos instalados, algunos periodistas, en el campamento que tienen la AECID en el aeropuerto. Dormimos, como decía al principio, en tiendas de campaña. Cuando anochecía han venido tres soldados estadounidenses y han dicho que nos tenemos que ir. Primero han dado tres horas para que los periodistas desalojemos el campamento . Después han ampliado el plazo, que parecía más un ultimátum, a las ocho de la mañana. Veremos que sorpresa nos depara el nuevo día. Ahora estoy demasiado cansado y he visto demasiadas cosas como para que me preocupe que me echen de aquí.

Por Fran Sevilla

Anuncios

5 Responses to “Diario de Haití, 21/01/2010”


  1. 22 enero 2010 en 10:36 AM

    Una pregunta: ¿alguien sabe cual ha sido la ayuda de Rusia a este terremoto?…

    Es que no lo encuentro por parte alguna…

    Saludos.
    JULIUS

  2. 22 enero 2010 en 2:49 PM

    Muchas gracias Maxi por los enlaces ya que no encontraba la ayuda de Rusia a excepción de los 5 millones de dolares que la TASS dice en su web.

    Por otra parte, en una web que tengo en Favoritos, puedo ver los aviones que llegan al aeropuerto de Puerto Principe en tiempo real, incluyendo los datos de los aviones, su ficha de propietario, así como el historial de vuelos de cada avión en toda la semana incluyendo los planes de vuelo de dos dias más.

    La web: http://flightaware.com/live/airport/MDPP

    Este es el control aereo de Puerto Principe y abajo a la izquierda los vuelos que han de llegar y su procedencia. Clickando en los correspondientes enlaces de vuelos, aeropuertos etc., vereis todos los datos de cada vuelo… incluyendo el rutómetro de cada avión en vuelo o que haya llegado.

    Muy curiosos los datos que salen… muy curiosos.

    id chafardeando esa web y vereis más cosas de todos los aeropuertos enlazados a la ‘ayuda humanitaria’ que dicen enviar…

    Saludos.
    JULIUS

    • 4 el capitan de la sardina
      22 enero 2010 en 2:59 PM

      Muy interesante…

  3. 22 enero 2010 en 2:52 PM

    perdon, el enlace al aeropuerto de Por au Prince es este 8el otro era de la Dominicana…):

    http://flightaware.com/live/airport/MTPP

    Saludos.
    JULIUS


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


No quieres ver la realidad en la que nos encontramos? Cobarde!, Gallina!, Capitán de la sardina!
enero 2010
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

  • 283,993 visitas
Web Analytics

A %d blogueros les gusta esto: